viernes, 21 de junio de 2013

DOLAR Y MERCADO INMOBILIARIO EN LITORAL URUGUAYO

Nota publicada en diario Crónicas de Mercedes, realizada al Proc. Enrique Mezquida Olivera, el 21-6-13.-

¿Qué pasará con el DÓLAR en nuestro país y su influencia en nuestro mercado Inmobiliario?

Desde ya les debo confesar que si alguien sabe, -más allá de mera estimaciones y presupuestos-  qué es lo que pasará con el Dólar en  nuestro país y la región, debe ser de otro planeta, porque son tan diversos los factores y las variables que influyen en la respuesta que es difícil manejarlos y sobre todo arriesgar una proyección en un plazo mayor de un año.
Para el común de los lectores y periodistas, la pregunta que más se nos hace a quienes estamos vinculados a los negocios inmobiliarios es: ¿cuándo existe una suba del Dólar en Uruguay los precios de las propiedades bajan en forma simultánea?  La respuesta es:  NO BAJAN LOS VALORES DE LAS PROPIEDADES POR UNA SUBA DEL DÓLAR.
Dicha actitud, es a nivel del país, y se da en propiedades a la venta ya sean rurales o urbanos. Uno de los factores lógicos de esta situación, es que quien vende, luego seguramente sea comprador y no va a encontrar una propiedad rebajada por dicha causa y como lo prevé, no se arriesga a ser el perdedor en la ecuación (esto es vender barato y comprar caro). En nuestro medio  también influye el factor de que las viviendas que se compran y venden son todas usadas, es decir no se construye una propiedad o se recicla una propiedad –obteniendo dos- para venderlas. A pesar de que existe una legislación que promueve lo que se denomina VIVIENDA DE INTERES SOCIAL, y que existen varios proyectos principalmente en Montevideo, los que se han vendido o propuestos a la venta, no son absorbidos por el mercado de compradores ya sean para vivienda propia o inversión (para alquilarlas y obtener una renta mensualmente) por su elevado costo que no bajan de U$S 100.000 – U$S 110.000 por 2 dormitorios y demás comodidades, siendo apartamentos a estrenar o reciclados a nuevo.
Es decir, a pesar de la buena intención de la  finalidad de la Vivienda de Interés Social, con el que el Estado ha tratado de paliar el déficit habitacional de nuevas unidades en lo que va del quinquenio 2010-2015, no se ha visto que el beneficiario final, sea realmente el beneficiario que se quiso y tampoco se han concretado demasiados negocios.
Retomando la cotización del Dólar, ante una suba de éste, los propietarios que venden no llaman a las inmobiliarias a ordenar una REBAJA en el precio fijado en dólares –obviamente- para las unidades que están en venta. No pasa en Mercedes ni en el resto del país. Pero en base a la información que podemos compartir con los lectores, para los expertos nacionales el dólar a fines del 2013, cerraría cotizando a $ 20,84, sin embargo para los bancos internacionales con sede en Uruguay el 2013 finalizaría con el dólar a $ 20, lo que porcentualmente es una diferencia pequeña pero diferencia al fin y es a la baja, entre expertos locales y extranjeros.  Lo interesante es que hace un mes la expectativa para fin de año era, para expertos locales (Banco Central) a $ 20 y los bancos internacionales lo proyectaban a $ 19,30. Esa era la “foto” de hace un mes, la “foto” de hoy es al alza con respecto a la anterior, pero de aquí a fin de año seguramente vamos a tener otras “FOTOS” más nuevas y seguramente también otras proyecciones.
Lo anecdótico, si se quiere de todo esto, es que mientras las tres figuras principales de la economía uruguaya, es decir: Cr. Astori Vicepresidente de nuestro país; Ec. Lorenzo, Min. de Economía y Ec. Bergara, Pte. Banco Central, estaban de viaje en misiones oficiales y bien lejos de nuestro país, no tenían ninguna idea ni ensayaron alguna explicación de por qué el Dólar en Uruguay había tenido una suba tan significativa y constante, durante su ausencia. 
Para cerrar nuestra opinión sobre este aspecto tan importante de nuestra vida cotidiana y que influye en un rubro tan sensible a la población como lo es el del acceso a la vivienda, que en definitiva es el gran tema detrás de estas líneas. Queremos expresar que la ganancia que deja por estos lares la producción rural, muy bien podría invertirse en ladrillos por los productores locales y extranjeros, como base en los estímulos a la inversión en la llama VIVIENDA SOCIAL, tomando en cuenta su buena rentabilidad y la necesidad de propiedades para alquilar en el medio.

Enrique Mezquida Olivera
Procurador

Rematador y Tasador
Mat. 5791
Socio CIU - 851

Por cualquier consulta no dude en llamarnos al celular 099.531.831 o 
email:  estudiomezquida@gmail.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada